Hay ocasiones en las que palabras apropiadas provocan un efecto mágico,
logran cambios de actitud, hacen aflorar emociones.

De eso se trata este blog: de convertir ideas en escritos, sueños
en palabras y envolverlos "para llevar"
.

sábado, 1 de junio de 2013

Resultante de unas jornadas fantásticas, reflexiones con un toque humorístico.



Luego de un breve semi-ayuno cibernético
incursioné en un círculo fantástico
me alejé de personas sin escrúpulos,
y dinosaurios de cerebros esqueléticos,
Imaginé un lugar paradisíaco,
de atardeceres con vistas de espectáculos
con la complicidad de los pelícanos
posando cual modelos fotogénicos.
Entonces recordé el concepto de lo efímero,
y en un arranque de sentido práctico
me decidí a olvidar lo problemático
dar rienda suelta a mis poemas melancólicos,
pude llamar estúpido a lo estúpido
y pude erradicar lo escéptico
ponerle alas a los sueños del espíritu,
y disfrutar de lo corpóreo y lo estético.
Estos versos que he jugado con esdrújulas
al tiempo que he pasado en forma espléndida
aunque fuera por una fracción minúscula

tan breve como el vuelo de libélulas
tienen como fin salir de lo metódico
de mi escritura, y del sentido métrico.
No busquemos motivos sicológicos
ni hurguemos en sentires más recónditos,
solo a volar un poco dediquémonos,

 y salgámonos un rato de lo lógico.